Inicio > Curiosidades, es > ¿Trabajas o twiteas?

¿Trabajas o twiteas?

27/01/2012

Reconozco humildemente, desde mi trono geek, que no entiendo Twitter.

Es al parecer una revolución. Es lo último. Es lo más de lo más. Es… microblogging. Realmente, se trata de algo que no entiendo y que entra de lleno en el saco de las cosas que “sé que me podrían cambiar la vida, pero como no les dedico tiempo no las entiendo, y como no las entiendo no les dedico tiempo”. Es un saco enorme, para mi desgracia.

Mi cuenta @alkeno apenas la utilizo. WordPress la actualiza automáticamente cuando publico algo, pero no cuenta con mucha más actividad. Supongo que es cuestión de carácter, pero por muy locuaz y dicharachero que sea en la vida real, me cuesta horrores acercarme a Twitter y soltar la primera chorrada existencial que se me ocurra

Bueno, miento, no que me cuesta no soltar chorradas. Lo que me cuesta es esperar que alguien la lea, la considere interesante, y le de por responderla (o, incluso, retwittearla). Supongo que cargo con un cierto prejuicio al respecto, puesto que yo mismo me veo ridículo interactuando con otra gente en Twitter, y ese sentimiento lo reflejo de vuelta. Quizá haya que tener un ego muy grande, estilo Cliff Bleszinski, para poder hacer de uno mismo una figura en esta red social.

Una de las parcelas que sí entiendo de Twitter es la de “tablón de anuncios”. Si quiero anunciar algo relevante al a gente que me sigue, puedo hacerlo fácilmente y sin necesidad de enrollarme. Si es necesario más información, un enlace acortado que acompañe es más que suficiente. Pero, ¿usarla como medio social de interacción? Se me hace rarísimo. Rarísimo y, además, increíblemente exigente. Porque, salvo que uno sea community manager, a poco que tu número de seguidores pase de unas decenas o te interesen un par de temas con tirón, Twitter puede devorar tu tiempo más rápido que los antipartículas aniquilan la materia.

Quizá sea eso. Quizá Twitter no me gusta porque sé que me exige tiempo que no tengo o -mejor dicho- tiempo que no quiero llegar a dedicarle. Al fin y al cabo, como cualquier otra red social (real o virtual), lo que requiere es básicamente dedicación, cariño y esmero.

Y tú, ¿trabajas o twiteas?

Categorías:Curiosidades, es Etiquetas:
  1. Anónimo
    18/03/2012 a las 18:47

    Yo tampoco entiendo twitter, pero trabajar trabajar lo que se dice trabajar…

  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: